19 abril 2022

Cómo cocinar pochas congeladas

Existe una legumbre de textura suave, mantecosa y sabor exquisito, muy apreciada por todos los cocineros, que la consideran toda una delicia gastronómica. Sí, te estamos hablando de las pochas. ¿Las has cocinado en alguna ocasión? ¿Has probado ya este delicioso alimento?

En este post te mostramos la manera de cocinar pochas congeladas, y así poder disfrutar durante todo el año de un alimento que le dará un toque especial y muy sabroso a tus recetas.

Pochas congeladas, un manjar típico de Navarra

Navarra es una comunidad famosa por sus productos agrícolas, que incluyen verduras, frutas y legumbres. Dentro de esa gran variedad de alimentos existen unas alubias llamadas “pochas”, que se han ganado un lugar especial en la gastronomía del norte de España. Estas legumbres de color blanquecino, sabor delicado y textura cremosa, son un ingrediente recurrente en los platos de regiones como Navarra, La Rioja, Álava y algunas zonas de Galicia.  

Estas alubias tienen dos características que la diferencian del resto: se cosechan inmaduras y se consumen frescas, lo que significa que no pasan por un proceso previo de secado y deshidratación. Estos detalles permiten conservar su sabor y textura particular, elementos que las hacen un ingrediente bastante codiciado tanto por los cocineros como por los comensales. 

La frescura de esta legumbre le confiere su característica cremosidad y un sabor dulce que destaca, pero también restringe su consumo, ya que solo pueden comerse durante poco tiempo al año. Por este motivo, la mejor opción para disfrutar de las pochas en casa es comprarlas congeladas, una alternativa que preserva todas sus propiedades, sabor y textura y que te permite tenerlas disponibles todo el año.

Pochas congeladas, cómo hacerlas para conservar su sabor

Dentro del mundo gastronómico, las pochas, gracias a su cosecha temprana, suelen ser consideradas un vegetal más que una legumbre al uso, por lo que debemos ser cuidadosos en su preparación e incorporación en nuestros platos. Lo recomendable es cocinarlas en cocciones cortas, acompañando tanto recetas sencillas como ensaladas, hasta platos más elaborados como caldos y guisos. 

Nuestras pochas Verleal se congelan el mismo día de su cosecha, lo que permite cuidar sus propiedades y frescura. Además son muy fáciles de preparar, ya que requieren 45 minutos de cocción en una cazuela con agua hirviendo sin tener que descongelarlas previamente. Una vez cocinadas, se escurren bien y ya están listas para incorporarlas a tus platos, condimentarlas al gusto y saborearlas. Fácil, ¿verdad?

¡Inspírate con nuestras recetas!

Timbal de guisantes

4 personas
Fácil
23 min.

Pastel de menestra

4 personas
Fácil
n/a min.

Habas con cigalas

2 personas
Fácil
25 min.

Una receta con pochas congeladas para descubrir

Aunque este alimento es ideal para emplear en recetas sencillas, por su sabor y particular textura, también puede ser un acompañante interesante para platos calientes como guisos y cremas. Una receta que nos encanta y que hoy queremos compartir contigo son las pochas estofadas con almejas, un plato sencillo pero exquisito, todo un clásico del norte de la península.

Apunta en tu lista de compra los ingredientes que necesitas y cuál es el paso a paso para cocinar este clásico en casa. 

Ingredientes

Para cocinar las pochas necesitarás contar con todos estos ingredientes en tu despensa:

Para preparar las almejas, debes tener todo lo siguiente:

  • 500 g de almejas
  • 2 c.s. de ajo picado Verleal
  • 1 dl de vino blanco
  • 2 c.s. de aceite de oliva
  • Sal
  • Cebollino picado

Preparación

Esta receta la elaboraremos en dos fases, primero cocinaremos las pochas y luego las almejas, para finalmente mezclarlo todo y servir.

Vamos con las pochas

En una cazuela colocamos una cucharada de aceite de oliva, luego añadimos la mezcla para sofrito y el ajo picado Verleal (que no necesitas descongelar con antelación), a continuación incorporamos la patata cascada, el pimentón y finalmente las pochas. Una vez que hemos agregado todos los ingredientes a la cazuela, ponemos el agua, tapamos y cocinamos a fuego lento durante 15 minutos.

Concluido el tiempo de cocción, retiramos la patata con un poco del caldo, la trituramos y reservamos a temperatura ambiente. 

Ahora las almejas

En una sartén vertemos una cucharada de aceite de oliva, luego incorporamos el ajo picado y las almejas, añadimos el vino blanco y cocinamos hasta que hierva. De esta manera, logramos que el alcohol del vino se evapore y las almejas se abran. 

El toque final

Una vez que tenemos listas nuestras almejas, incorporamos las pochas y la mezcla de caldo y patata que hemos reservado previamente. Solo queda servir y sentarse a la mesa. 

Como puedes ver, este es un plato fácil de preparar, pero que siempre convence gracias a la mezcla de sabores, texturas y sobre todo la combinación de aromas que desprende la mezcla de sofrito junto a las pochas, las almejas y el vino. ¡Irresistible!

Pochas, una legumbre distinta

Las legumbres son un alimento lleno de nutrientes, en especial las pochas, ya que, al cosecharse más pronto que el resto de alubias, conservan más y mejor los minerales, vitaminas y fibra. Además, al no pasar por el proceso de secado retienen un 25% más de agua y su contenido graso es bajo, apenas un 1,8 gramos de grasas vegetales por cada 100 gramos de producto. Es importante tener en cuenta estos detalles, ya que al añadir este alimento a nuestras comidas, estamos potenciando su valor nutricional. 

Un dato curioso, si te preguntas por qué les llaman “pochas”, esto se debe a que las vainas que las recubren son de color blanquecino, una especie de blanco roto que, a primera vista, hace pensar que están “pochas”.


Como puedes ver, cocinar nuestras pochas congeladas Verleal es sencillo y muy práctico. Son un producto cuidado para que puedas disfrutarlo durante todo el año, conservando su esencia. 


Incluye en tus recetas un alimento delicado y nutritivo que hará de tus ensaladas y guisos una comida diferente, aportando una textura cremosa y con un sabor ligeramente dulce que nunca deja de sorprender. En definitiva, un manjar que vale la pena incorporar a tus menús semanales. 

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN PROTECCIÓN DE DATOS
Finalidades:
Publicar su comentario.
Legitimación:
Consentimiento del interesado
Destinatarios:
No están previstas cesiones de datos.
Derechos:
Retirar el consentimiento en cualquier momento, acceso, rectificación, portabilidad, supresión, limitación, oposición a su tratamiento, derecho a presentar una reclamación ante la AEPD (www.aepd.es).
Información Adicional:
Puede ampliar la información en el enlace de política de privacidad.

Últimos artículos del blog

propiedades guisantes
Alimentación

24 noviembre, 2021

Propiedades y beneficios de los guisantes

por Verleal
Estas son todas las propiedades y beneficios de los guisantes. ¿Ya utilizas...
Cocina

17 agosto, 2021

Recetas de ensaladas de verano

por Verleal
Las mejores recetas de ensaladas de verano las tenemos en Verleal. Ensaladas...
Alimentación

28 febrero, 2022

¿Por qué es bueno comer ajo?

por Verleal
Descubre todos los beneficios del ajo y sus propiedades saludables. Es un...