23 marzo 2022

Descubre cómo cuidarte la piel con estos 8 consejos

El órgano más extenso de nuestro cuerpo envejece y se deteriora diariamente, pero puedes tomar alguna serie de medidas para prevenirlo y retrasar su deterioro. En este post te contamos cómo cuidar tu piel con estos ocho consejos que te ayudarán a mantenerla saludable, tersa y luminosa. 

¿Qué es la piel y cuáles son sus funciones?

Para incorporar algunas nociones sobre el cuidado de la piel, el primer paso es saber qué es y cuáles son las razones que provocan su deterioro. La piel es nuestra carta de presentación, un órgano dinámico que cambia constantemente. Junto con el pelo, las uñas y las glándulas sebáceas y sudoríparas conforman el sistema tegumentario, que se encarga de la cobertura del organismo, tanto en la parte externa como en algunas cavidades internas. 

Entre sus funciones principales están:

  • Proteger al cuerpo de factores externos como bacterias y sustancias químicas. Además, gracias a la melanina que contiene sirve de protección frente a los rayos ultravioleta. 
  • Ayudar a regular la temperatura corporal. Cuando el cuerpo está expuesto al frío, los vasos sanguíneos de la dermis se contraen y esto ayuda a que el calor se conserve mejor dentro del organismo. 

¿Por qué se deteriora la piel?

La piel es un órgano y, por tanto, no está exenta del envejecimiento celular. Con el paso de los años va perdiendo su capa protectora de grasa subcutánea, lo que hace que se vuelva más débil, delgada y frágil. Incluso se puede llegar a perder progresivamente la percepción del frío o el calor y que aparezcan lesiones con mayor frecuencia. 

Además del envejecimiento natural, la piel también puede sufrir cambios y deterioro por las siguientes causas:

  • Cambios hormonales, como por ejemplo la adolescencia o la menopausia. 
  • Hábitos como fumar o consumir regularmente alcohol y/o café.
  • No desmaquillarla ni limpiarla diariamente, pues la piel está expuesta a multitud de agentes externos como la contaminación.  
  • Exposición continua a los rayos ultravioleta sin el uso de protectores solares. 
  • Alimentación baja en ácidos grasos esenciales y antioxidantes. 

8 consejos para el cuidado de la piel

Aunque, inevitablemente, todos estamos expuestos al envejecimiento y al deterioro paulatino de la piel, si incorporas ciertos hábitos y rutinas de cuidados en tu estilo de vida, es posible ralentizar este proceso. A continuación compartimos contigo ocho consejos clave para saber cómo cuidar la piel y tener un cutis más saludable

1. Beber agua

Una de las medidas más importantes que debes incorporar en tu día a día para tener una piel sana es mantenerla hidratada. La mejor forma de hacerlo es bebiendo agua regularmente durante el día, siendo recomendable, al menos, ocho vasos de agua diariamente. Esto aportará a tu piel mayor flexibilidad y elasticidad. Si te cuesta beber sólo agua, también complementar tu hidratación con otro tipo de líquidos como zumos naturales o infusiones de hierbas.

2. Descansar

Dormir bien es fundamental para mantener un estilo de vida equilibrado y saludable. La piel necesita de ese descanso para poder recuperarse y regenerarse como es debido. Por este motivo, si duermes al menos 7 u 8 horas cada noche, tu piel, tu mente y tu cuerpo lo agradecerán. 

Si quieres conocer otros de los beneficios de dormir bien para tu salud, te lo contábamos en este artículo.

3. Llevar una alimentación sana

Llevar una dieta equilibrada y saludable, rica en frutas y verduras es indispensable si quieres cuidar de tu piel. El consumo de alimentos procesados con alto contenido en grasas es perjudicial para la salud de la dermis.

En este sentido, nuestras verduras congeladas Verleal son una manera rápida y sencilla de incluir estos alimentos tan beneficiosos en tus comidas. Gracias a su proceso de ultracongelación, que se realiza desde el mismo momento de su cosecha, nuestras verduras Verleal llegan a tu casa conservando todas sus propiedades y nutrientes. Además, cuando decidas hacer algún plato con ellas, puedes utilizar la cantidad exacta de alimento que necesites, evitando tener que tirar el excedente a la basura. Si te has quedado sin ideas y quieres incorporar recetas originales y sencillas con verduras a tu recetario, te invitamos a que conozcas nuestra sección de recetas.

¡Inspírate con nuestras recetas!

Espárragos verdes gratinados

4 personas
Fácil
20 min.

Guisantes con kokotxas de bacalao al pil-pil

n/a personas
Fácil
25 min.

Habas con cigalas

2 personas
Fácil
25 min.

4. Protegerse del sol

Los rayos solares son particularmente dañinos para la piel, ya que uno de sus componentes base es la radiación ultravioleta, que puede penetrar en las capas exteriores e interiores de la piel, dañando las células. Hacerlo de manera esporádica y utilizando protección no debería perjudicar nuestra piel, y es que sabemos que a muchos les gusta verse con un tono más moreno de piel en verano. Eso sí, si te gusta tomar el sol, es fundamental que lo hagas siempre con cuidado, protegido con crema solar y siguiendo las recomendaciones básicas, como son evitar el sol entre las 12 de la mañana y las 4 de la tarde, ya que en estas horas la incidencia de los rayos ultravioleta es mayor, o hidratar profundamente la piel después de la exposición. 

5. Hacer deporte o ejercicio físico

Si incorporas actividad física a tu rutina, con la práctica de al menos 2 o 3 veces por semana, verás que esto también tendría beneficios en tu piel. Esto se debe a que el ejercicio ayuda a reducir el estrés, que es uno de los causantes de los cambios en las proteínas de la piel, haciéndola menos elástica y contribuyendo así a la formación de arrugas.  

6. Mantener la piel limpia

Más allá de la ducha diaria, es conveniente crear una rutina especial de limpieza y cuidado, sobre todo con la piel de la cara. Utiliza cremas exfoliantes para retirar las impurezas y liberar los poros, así como alguna crema hidratante, acorde a la tipología de tu piel, que ayude a potenciar la elasticidad de la dermis. 

7. Controlar el consumo de alcohol

El consumo de bebidas alcohólicas en exceso también afecta directamente a la salud de tu piel. Y es que el alcohol reduce los niveles de oxígeno en la sangre y, como consecuencia, limita la producción de colágeno, uno de los componentes clave que proporciona elasticidad y firmeza a la piel.

8. No abusar del café

La cafeína tiene un efecto diurético, lo que hace que la piel se deshidrate más de la cuenta. Del mismo modo, un consumo excesivo puede producir insomnio, afectando al descanso necesario para que esta se regenere. 

El cuidado de la piel, un hábito saludable

Aprender cómo cuidar la piel es un aspecto clave si quieres llevar un estilo de vida más sano. Es tu escudo protector, un órgano extenso y delicado que merece toda tu atención. Mantén tu cuerpo hidratado, come bien, descansa lo suficiente y evita el estrés. Cada detalle cuenta para tener una piel saludable que se mantenga lo mejor posible con el paso del tiempo. 

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN PROTECCIÓN DE DATOS
Finalidades:
Publicar su comentario.
Legitimación:
Consentimiento del interesado
Destinatarios:
No están previstas cesiones de datos.
Derechos:
Retirar el consentimiento en cualquier momento, acceso, rectificación, portabilidad, supresión, limitación, oposición a su tratamiento, derecho a presentar una reclamación ante la AEPD (www.aepd.es).
Información Adicional:
Puede ampliar la información en el enlace de política de privacidad.

Últimos artículos del blog

De la tierra

28 diciembre, 2021

Trucos para ahorrar energía en casa

por Verleal
Si te preguntas: cómo puedo ahorrar energía en casa, en este artículo...
Alimentación

14 diciembre, 2021

Propiedades y beneficios de la alcachofa

por Verleal
Conoce todas las propiedades y beneficios de la alcachofa para tu organismo....
De la tierra

23 agosto, 2021

¿Por qué la verdura de Navarra tiene…

por Verleal
Las verduras de Navarra pueden presumir de gozar de una excelente calidad....